Causas de las lesiones musculoesqueléticas y cómo pueden prevenirlas

prevención de lesiones musculoesqueléticas

Es muy fácil desarrollar problemas musculoesqueléticos, ya que estamos constantemente expuestos a las causas que los provocan, por ello, es importante optar por la prevención de lesiones musculoesqueléticas.

Estas lesiones afectan a los tendones, músculos, huesos, tendones y ligamentos. La mayor parte de estos males, no son como resultado de accidentes, sino que surgen a raíz de pequeños traumas que se repiten constantemente en nuestras vidas.

Les recomendamos identificar clínicas de fisioterapia en CDMX, para evitar que estos pequeños traumas se conviertan en una lesión, además de obtener información para evitar aquellos hábitos que les están causando malestares sin que ustedes lo perciban. De cualquier manera.

La mayoría de estas lesiones provocan dolor o molestias en un nivel local, pero hay casos severos en los que se comienza a perder movilidad debido al agudo dolor, lo cual impide el rendimiento normal de la vida diaria.

El tratamiento depende en gran medida de si es grave o si es leve. De ser el primer caso, es necesario acudir con un profesional, de ser el segundo caso, hay algunos remedios simples que pueden intentar como aplicar alguna pomada antiinflamatoria o una toalla mojada con agua caliente. Si la molestia perdura, consulte a su médico.

Cuando se tiene un padecimiento de este tipo, las personas pueden percibir una reducción de sus capacidades de movimiento debido al dolor, así es como se puede identificar. No atenderse a tiempo puede derivar en deformidades de las articulaciones.

Algunas de estas afecciones requieren de una intervención quirúrgica, pero la mayoría se pueden tratar en centros especializados. Para poder prevenir este tipo de lesiones, es necesario entender qué es lo que las provoca. Les compartimos algo de información.

¿Cuáles son las principales causas de estas lesiones?

Hay muchos riesgos en nuestra vida diaria que nos podrían conducir a sufrir alguna de estas lesiones, por lo cual, es importante identificar las causas para saber si necesitamos tomar acción para evitarlo en nuestros cuerpos.

La causa más recurrente, es levantar objetos muy pesados. Puede ser que levanten no lo hagan constantemente, pero si lo hacen sin la técnica o equipo debido, es probable que se lastimen. Incluso cuando saben cuál es el proceso correcto de levantamiento pueden sufrir lesiones si lo hacen con mucha frecuencia, como es el caso de los estibadores.

Este tipo de acciones repercuten principalmente en la espalda y rodillas. Así que cada que tengan que levantar algo pesado, asegúrense de flexionar las rodillas, mantener la espalda recta y hacer el esfuerzo con el abdomen, en lugar de la espalda.

Actualmente, muchas lesiones son derivadas del trabajo diario de las personas. Quizás les resulte extraño, pero varias personas, cuyas labores implican que pasen toda la jornada sentados frente a la computadora, han desarrollado lesiones en la espalda, cuello, muñecas, manos y hombros.

Además, si les es posible dividir los pesos, aunque tengan que dar más vueltas o más movimientos, háganlo, su cuerpo lo agradecerá. Finalmente, intenten hacer descansos cada cierto tiempo.

Esto se debe a que estar en la computadora es una posición bastante forzada para el cuerpo, no es una posición natural y se crea mucha presión en las muñecas, además, requiere mucho movimiento de los dedos y tensión en la espalda, hombros y cuellos.

Cualquier trabajo que implique mantener una posición fija durante varias horas, representa un riesgo. En este ámbito, una medida de prevención de lesiones musculoesqueléticas es diseñar lugares de trabajo cómodos, lo ideal es utilizar mobiliario que permita adaptarse a las personas que lo van a utilizar.

Pasar mucho tiempo seguido sentado, es otro de los causantes comunes. Hacer esto frecuentemente, además de alterar la circulación, provoca que la musculatura se debilite, que la columna se deforme y que los discos intervertebrales se sometan a más presión.

Los deportes, también representan un factor de riesgo. En este caso, no hay ninguna zona del cuerpo que sea particularmente más vulnerable que el resto, realmente depende del ejercicio que hagan. Para prevenirlas, Simplemente pregunten a sus entrenadores cuál es la manera correcta de hacer el ejercicio que desean hacer.

Otros causantes un poco menos conocidos por las personas son la obesidad, la nutrición deficiente, el tabaquismo, falta de actividad física, síntomas de otras enfermedades.

Datos que deben de saber sobre las lesiones musculoesqueléticas

  • En el 2017, este tipo de males representaron la mayor causa de discapacidad en cuatro de las seis regiones de la Organización Mundial de la Salud (OMS). Desde 1990, las lesiones en la zona lumbar fueron las mayores causantes.
  • Estos trastornos disminuyen la capacidad de movimiento de nuestros cuerpos.
  • Pueden afectar a personas de todas las edades, en cualquier momento de sus vidas, pero lo más común es que los males empiecen durante la adolescencia.
  • Son muy frecuentes en las personas que tienen varias enfermedades, suelen estar presentes en las personas que padecen depresión.
  • Afectan principalmente a personas pertenecientes al grupo socioeconómico de clase media y clase baja.

Muchas personas no le dan importancia a estos males porque al principio las molestias suelen ser leves e intermitentes, pero es importante no esperarse a que se genere una lesión con daño permanente. Recuerden que mientras se encuentre en la primera etapa, el daño es reversible y depende de ustedes hacer algo.

Si por alguna razón no les es posible modificar este tipo de actos, entonces, procuren incorporar una rutina de actividad física moderada, escojan un deporte que les permita fortaleces sus músculos.

También, podrían tomarse dos minutos para hacer estiramientos básicos a lo largo del día, cada cierto tiempo. Esto les permitirá liberar parte de la tensión acumulada. Si requieren más información al respecto, pueden consultar una clínica de terapia física en CDMX.

En Holfer, Clínica del Deporte S. A. de C. V., nos enfocamos en la prevención de lesiones musculoesqueléticas y en la terapia para curarlas. Pueden encontrarnos en la Clínica Holfer, José María Rico #323, Acacias, Benito Juárez, 03240, CDMX o llámennos al (55) 5524 0094. ¡Nos gustaría ayudarlos a cuidar la salud de sus cuerpos!

Deja un comentario